• Liam y Yo

    EL VIAJAR ES UN PLACER

    De las tantas cosas que tenemos en común, hoy me gustaría destacar el intenso entusiasmo por pasear sobre ruedas. Amabas subirte al auto aunque sea para acompañarme a guardarlo en la cochera. Por más mínimo que fuera disfrutabas de ese viaje al máximo. Porque, por supuesto, yo te iba “conversando” y cantando alguno de nuestros hitazos, todos teniendo como tema principal lo hermoso y bebé que eras, obviamente. Recuerdo que cuando salíamos a caminar te acercabas a cuanto auto estacionado encontrabas y yo te decía: “no, gordo, ese no es el nuestro, no hagas lío” y me mirabas como diciendo: “¿y entonces? ¿Cuándo nos escapamos juntos?”. Porque siempre jugábamos con…